La Bauhaus

on Jueves, 25 Mayo 2017. Posted in Berlín

Las vanguardias en Berlín

Escuela de la Bauhaus

La Staatliche Bauhaus (Casa de la Construcción Estatal), o simplemente Bauhaus fue una popular escuela de enseñanzas artísticas y de diseño que se mantuvo abierta desde el año 1919 durante la República de Weimar hasta el año 1933, que fue clausurada por el gobierno nazi a los pocos meses de llegar al poder.

 

Esta escuela fue uno de los epicentros del desarrollo de las conocidas vanguardias artísticas nacidas a finales del s.XIX, que perduraron hasta la mitad del s.XX conviviendo con periodos muy convulsos en los planos político, económico y militar, especialmente en Europa y Alemania. Algunas de estas vanguardias fueron el impresionismo (Claude Monet) el expresionismo, que tuvo muchísima influencia en alemania, especialmente gracias al mundo del cine con obras como Das Cabinet des Dr. Caligari (El gabinete del Doctor Caligari, 1920, República de Weimar) y del que todavía podemos ver influencias en el cine actual de la mano de autores como Tim Burton. Otras vanguardias fueron el Cubismo (Pablo Picasso), el Dadaismo (Marcel Duchamp) o el surrealismo (Luis Buñuel, Salvador Dalí). 


Uno de los principios fundacionales era la famosa frase “La forma sigue a la función”, que buscaba una unión entre el uso y la estética. Es decir, que el diseño de un objeto o un edificio debe de estar subordinado primeramente al uso de este, y no a la inversa. También en el terreno tipográfico aplicó estos principios, creando diferentes tipografías sencillas y de fácil lectura que fueron el germen de otras tipografías famosas como la Helvetica, que podemos encontrar en multitud de logotipos de marcas comerciales de primera línea. Incluso famosas multinacionales como IKEA, serían impensables sin todo el desarrollo teórico y práctico que salió de esos muros, siendo la esencia del gigante del mueble sueco.

La escuela disponía de talleres de ebanistería, diseño, teatro, cerámica, tejido, encuadernación, metalurgia, vidriería. Pero no de pintura y escultura en el sentido tradicional.

Sin embargo las novedosas tendencias trascendieron de esos talleres, siendo también un lugar de experimentación social entre sus 1.400 alumnos y sus profesores. Se llevaron a cabo legendarias fiestas en la Bauhaus, generalmente temáticas (fiesta blanca, fiesta del metal, fiesta de los cometas) y casi siempre de disfraces, en cuya organización y diseño se trabajaba durante semanas. Con esto se buscaba por un lado ser mas cercano y abierto a la sociedad, para evitar ciertos recelos que podían surgir, y también limar asperezas en un ambiente donde la el trabajo artístico y la vida privada no tenían una frontera clara.

A pesar de que la escuela a penas estuvo abierta durante 14 años, fue clave en la historia de Alemania, influyendo notablemente en el diseño, la arquitectura o la tipografía que podemos encontrar por la ciudad. Se cerró definitivamente en Berlín en abril de 1933 por las autoridades nazis, que siempre habían despreciado la escuela y a los famosos artistas que por allí pasaron.

Hoy podemos encontrar en Berlín el museo Bauhaus-Archiv con la colección más surtida del mundo de la escuela: arquitectura, muebles, cerámica, metal, fotografía, escenografías y trabajos, así como obras de los famosos profesores Walter Gropius, Johannes Itten, Paul Klee, Wassily Kandinsky, László Moholy-Nagy y Ludwig Mies van der Rohe entre otros. La dirección es Klingelhöferstraße 14, cerca del Tiergarten, tiene un precio entre 3€y 7€dependiendo del día y del tipo de descuento, y abre de miércoles a lunes de 10:00 a 17:00.

Puedes llegar al museo con los buses 100 y M29 en la parada Lützowplatz

Comentarios (0)

Déje un comentario

Estás comentando como invitado.